Polìtica

Por la emergencia, Cáritas distribuyó 810 toneladas de alimentos en menos de un mes



El presidente de Cáritas, monseñor Carlos Tissera, presentó los resultados de la campaña alimentaria nacional realizada entre el 27 de septiembre y el 18 de octubre Fuente: Archivo

En menos de un mes, entre septiembre y octubre de 2019,
Cáritas distribuyó 810 toneladas de alimentos por la emergencia social.

Los alimentos fueron otorgados, en su mayoría, por el
Ministerio de Salud y Desarrollo Social del gobierno anterior, por un valor de $77 millones, en el período previo a las elecciones de octubre, cuando la emergencia ya estaba declarada.

La Iglesia distribuyó, así, productos de primera necesidad en 54 diócesis, que cubren casi todo el país. El reparto de los 810.000 kilogramos de alimentos se realizó entre el 27 de septiembre y el 18 de octubre del año pasado. El volumen de asistencia marca un promedio de entrega de 36,8 toneladas de alimentos por día.

A esa ayuda especial por la emergencia se sumaron otros $1,6 millones recaudados -también para comprar alimentos-, en otra campaña especial de Cáritas, entre mayo y diciembre, que permitió asistir a 755 chicos y a 2358 familias en comedores y merenderos de Santiago del Estero, Tucumán, Chubut, Jujuy, Misiones, Entre Ríos, Salta y Santa Fe.

Así lo informó Cáritas, al presentar los resultados de la campaña alimentaria nacional 2019. El organismo, que constituye el brazo social de la Iglesia, es conducido por el obispo de Quilmes, monseñor
Carlos Tissera, quien en su primer mensaje del año recordó que «la realidad del hambre y de los que sufren es dura, pero la Iglesia quiere darle esperanza a la gente».

La semana pasada, el obispo Tissera señaló en una declaración que el problema de la pobreza en la Argentina «no es solo económico o estadístico», sino que «detrás de los números hay rostros e historias de sufrimiento, desamparo, carencias materiales y espirituales».

En ese sentido, pidió al Gobierno «poner a la dignidad humana en el centro de la discusión, pensando en el bien común, para que la política y la economía se coloquen decididamente al servicio de una vida mejor para todos». Y, en sintonía con el pensamiento y el lenguaje del
papa Francisco, concluyó: «Conocemos bien las consecuencias para nuestro pueblo cuando el eje son los acreedores y no la mesa de los argentinos».

Dimensiones de la ayuda

La ayuda inmediata que ofrece Cáritas en los barrios con necesidades impostergables se completa con la entrega de 180.000 bolsones de alimentos por mes, 600.000 viandas y la atención de chicos y sus familias en 760 comedores y más de 3000 espacios para desayunos y meriendas.

Entre las poblaciones vulnerables se distribuyeron leche, arvejas, carne enlatada, yerba, aceite, arroz, fideos, polenta, puré de tomates, harina de maíz y trigo.


Los alimentos distribuidos por la Iglesia llegaron a familias de casi todo el país
Los alimentos distribuidos por la Iglesia llegaron a familias de casi todo el país Fuente: Archivo

«El despliegue logístico que requiere este trabajo de asistencia nos exigió al máximo. Pero, a pesar del esfuerzo de nuestros voluntarios, aún observamos un alto porcentaje de personas en situación de pobreza», advirtió Sofía Terek, coordinadora del área de Ayuda Inmediata y Emergencias de Cáritas, al presentar el trabajo llevado adelante por la emergencia social.

Al resumir las dificultades que enfrentan, describió que «cada día son más los necesitados de alimentación básica: los aumentos de precios y la falta de trabajo dificultan el acceso a una población vulnerable creciente».

Cerca del obispo Tissera llamaron a promover «acciones que se sustenten en la ética y en el diálogo social, anteponiendo el encuentro sectorial, el trabajo argentino, la dignidad de las familias y el crecimiento económico».

Al margen de esta campaña por la emergencia, la colecta anual de Cáritas durante todo 2019 permitió recaudar $116,1 millones, lo que marcó un crecimiento del 27% respecto del año anterior.

Estos fondos son destinados por la Iglesia a obras educativas en barrios carenciados, programas de primera infancia, planes de vivienda por autoconstrucción y emprendimientos de economía social y solidaria. Por esta vía, a través de microcréditos para emprendedores, capacitación y el fortalecimiento de redes de ayuda, se impulsó el trabajo de unos 4000 beneficiarios directos.

También se financian planes de atención a adolescentes y jóvenes para la recuperación de adicciones, desarrollo comunitario y formación ciudadana. El año pasado, por ejemplo, a través de 120 centros barriales, los agentes y voluntarios de Cáritas acompañaron a más de 24.500 jóvenes y adultos en situación de consumo problemático de sustancias.ß

ADEMÁS

Related posts

Otro revés para Mendoza: la Corte Suprema le hizo un guiño a La Pampa y fijó un caudal mínimo en el río Atuel

admin

El Gobierno oficializó a Dora Barrancos como asesora ad honorem de Alberto Fernández

admin

Coronavirus en la Argentina: el primo del intendente de Perito Moreno violaba la cuarentena con un asado y golpeó a dos mujeres policías

admin

Leave a Comment

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar LEER MÁS

Políticas de Privacidad