Polìtica

Coronavirus en la Arentina: jueces y abogados coinciden en que no es suficiente el trabajo judicial en la cuarentena



Jueces, abogados e integrantes del Consejo de la Magistratura debatieron sobre la necesidad de avanzar en la digitalización de los procesos y señalaron la falta de recursos

Jueces, abogados e integrantes del

Consejo de la Magistratura

debatieron sobre la

actividad judicial durante la

pandemia de coronavirus

y coincidieron en que a pesar de que los tribunales trabajan en la emergencia sanitaria,

no es suficiente la tarea que desarrollan

y en que esta urgencia es una oportunidad para que la Justicia destine los recursos necesarios y complete

la digitalización de la gestión judicial.

Organizado por el

Colegio de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires,

más de 200 letrados, jueces y fiscales siguieron el debate por Zoom que protagonizaron el presidente de la institución,

Máximo Fonrouge;

el presidente de la Asociación de Magistrados y Funcionarios,

Marcelo Gallo Tagle;

la diputada Graciela Camaño, integrante del Consejo de la Magistratura;

Gabriel Mehlman,

director de la Unidad de Modernización del Consejo de la Magistratura; el presidente de la Federación Argentina de Colegios de Abogados (FACA),

José Luis Lasalle;

y

Pablo Pirovano,

miembro de la Comisión de Justicia del Colegio de Abogados de la Ciudad.

Camaño expuso que es necesario tener una perspectiva de lo que pueda ocurrir tras el levantamiento de la feria judicial extraordinaria, pues vaticinó:

«Vamos a tener centenares de juicios de quiebra de empresas que están afectadas por la paralización económica».

Y llamó la atención sobre acabar con el mito de la digitalización, no obstante, dio cifras acerca de cómo evolucionó el uso de los recursos digitales por parte de los jueces.

Camaño informó que antes de iniciada la emergencia solo 400 computadoras de jueces y empleados estaban conectadas de manera remota y sostuvo que en plena emergencia se llegaron a conectar en horario judicial entre 11.000 y 12.000 usuarios.

Sostuvo que el 73% de los usuarios usó la tecnología para gestionar causas en la Justicia nacional y federal en todo el país. No obstante, señaló que «es necesario el retorno del pleno ejercicio del servicio de justicia por los justiciables».


El juicio por la violación y muerte de Anahí Benitez se reanudó de manera remota
El juicio por la violación y muerte de Anahí Benitez se reanudó de manera remota Crédito: Servicio Penitenciario Bonaerense

De parte de los abogados, Lasalle reclamó más institucionalidad y dijo que

«la restricción de los derechos que implica la cuarentena no puede permanecer en el tiempo».

Dijo que en el mes julio se va a llegar a que, sobre siete meses, la Justicia solo trabajó a pleno un mes y medio desde que se inició el año. Lasalle insistió en que hay un atraso en la implementación de los recursos tecnológicos.

Los abogados entre el público asistente hicieron oír sus reclamos de una mayor apertura, más flexibilidad, una mayor posibilidad de litigar y de continuar la tramitación de los juicios que tienen iniciados. Reclamaron estar a la altura de la justicia bonaerense en ese sentido.

Gabriel Mehlman, del área tecnológica del Consejo, dijo que

en lo que va de la cuarentena los abogados hicieron unas 450.000 presentaciones de manera electrónica y que los jueces firmaron unos 250.000 resoluciones.

No obstante, reconoció que el sistema no estaba preparado para atender semejante emergencia y que se fue acomodando para dar soluciones a medida que avanzó la pandemia.

La respuesta de Gallo Tagle

El juez Gallo Tagle tuvo el rol de atajar las críticas. No eludió las respuestas. Dijo que se está trabajando, aunque reconoció que aún falta más.

«La situación nos encontró a contra pierna y en el camino la Corte y el Consejo de la Magistratura están buscando dar soluciones»,

afirmó.

Dio números sobre la actividad judicial. Dio que se recibieron 631 denuncias presenciales en la Oficina de Violencia Doméstica en lo que va de la emergencia, pero prevé muchas más cuando se levanten las restricciones por la imposibilidad de las víctimas de acercarse a formularlas durante la cuarentena.

Indicó que en la Justicia laboral cada juzgado libró en promedio unos 330 giros electrónicos por un equivalente 1221 millones de pesos y que se pagaron 142 millones de pesos en honorarios.

«La Justicia no está parada, ha trabajado mucho», dijo el juez.

El abogado Pirovano insistió en la necesidad de abrir la actividad judicial y sostuvo que esta feria extraordinaria es una oportunidad para avanzar en la digitalización del Poder Judicial.

Lamentó que Camaño señalara que no cuenta con el presupuesto «cuando la Corte tiene un presupuesto que no se ha utilizado».

Tras una lluvia de cuestionamientos de los letrados, que reclamaban la posibilidad de realizar audiencias y continuar con sus casos, Fonrouge dio un cierre al encuentro propiciando el entendimiento de los diversos actores de la Justicia para que la Corte considere la actividad judicial como esencial y permita una mayor apertura en la tarea tribunalicia.

ADEMÁS

Related posts

Coronavirus en la Argentina: Horacio Rodríguez Larreta dijo que hubo un «crecimiento exponencial de casos» en la Ciudad

admin

Convocan a un nuevo banderazo: «9 razones para salir el 9 de julio»

admin

María Eugenia Vidal pasará Año Nuevo en Europa junto a Quique Sacco

admin

Leave a Comment

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar LEER MÁS

Políticas de Privacidad