Deportes

AFA vs. Superliga: por qué explotó hoy el conflicto por el calendario



Chiqui Tapia levantó la voz de la AFA contra la Superliga Fuente: LA NACION – Crédito: Mauro Alfieri

El 2020 arrancó con un nuevo-viejo
conflicto en el fútbol argentino. No habían pasado ni 48 horas del nuevo año cuando en la casilla de correo de
Mariano Elizondo, el CEO de la
Superliga, apareció un correo electrónico. Era de la
AFA. Y llevaba la firma de
Claudio Tapia (presidente) y
Pablo Toviggino (secretario ejecutivo de la presidencia). El contenido del documento se divulgó hoy
en la propia página web de la AFA, que acusa a la Superliga de «evidente
desinterés y
desapego» en relación a la
selección argentina.

La AFA esperó a que los clubes de la Superliga fueran a protestarle por un calendario que está aprobado en julio del año pasado. E incluso, según fuentes de la liga, consensuado entre AFA y Superliga a principios de agosto de 2019. Las fechas del Preolímpico -disparador de la protesta de Tapia- se conocieron en noviembre del año pasado. Los clubes que se sienten perjudicados, entonces, tuvieron más de dos meses para protestar en el comité ejecutivo de la Superliga, el órgano que aprobó el reglamento de esta temporada, que incluye el cronograma de partidos. No hay registro de reclamos en las oficinas de Puerto Madero donde funciona la liga.


Mariano Elizondo, titular de la Superliga
Mariano Elizondo, titular de la Superliga Fuente: LA NACION – Crédito: Ignacio Sanchez

Sí, en cambio, acudieron a la AFA. Hay una razón de peso: es la propia entidad madre del fútbol argentino la que, a través de un boletín oficial de su propio comité ejecutivo, transformó en «prioridad» al seleccionado nacional. Eso implica que los clubes están obligados (políticamente, al menos) a ceder a sus futbolistas cada vez que la camiseta albiceleste los requiera. No hacerlo equivale a resquemores internos, pero no a sanciones reglamentarias en torneos como este Preolímpico, al que los clubes no están obligados ni por FIFA ni por Conmebol a prestar a sus futbolistas. Lo mismo ocurre con un campeonato como el que se juega en L’Alcudia (España) entre diferentes seleccionados juveniles.

Los clubes que prestan futbolistas al seleccionado, entonces, están en una encrucijada. Si los ceden para ese «seleccionado-prioridad» que pretende la AFA, perderán parte de su talento para la etapa decisiva de la Superliga, que definirá al campeón y quiénes jugarán las próximas Libertadores y Sudamericana. Y los descensos, claro. Además de la competencia internacional, cada puesto en la tabla de posiciones equivale a dinero en efectivo: parte de los ingresos de la Superliga se define por la ubicación en la clasificación anual. Entonces, nadie querrá jugar en inferioridad de condiciones.

«Es imposible cambiar», aseguran en la Superliga ante la consulta por una hipotética modificación en el cronograma de partidos

Así, la AFA protesta ante la Superliga para resguardar a su principal activo (el seleccionado) y para defender a los clubes que ceden a sus mejores futbolistas (además de pagarles sus contratos). «No es la primera vez que ocurre. La Superliga no comunica sus calendarios una vez que los define, pese a que por estatuto está obligada a hacerlo», se queja por lo bajo una voz desde la sede de Viamonte. Parece una paradoja: la Superliga asegura que este calendario, tan polémico, fue consensuado con la AFA.

«Es imposible cambiar», aseguran en la Superliga ante la consulta por una hipotética modificación en el cronograma de partidos que ya está confirmado. Hay solo una reunión en agenda: será de mesa chica (es decir, un puñado de clubes y no los 24 integrantes del comité ejecutivo de la Superliga) y está programada para el miércoles próximo. Hasta ese momento se sucederán las muestras a favor y en contra de los cambios en las fechas. Tal como ocurrió, por ejemplo, con la postergada eliminación de los promedios. River, Talleres de Córdoba y Atlético Tucumán, por ejemplo, ya se manifestaron a favor de respetar el programa de partidos ya aprobado. Rosario Central, Lanús y Boca están del lado de la AFA. Las conversaciones y las idas y vueltas continuarán.

ADEMÁS

Related posts

Coronavirus. El turf argentino arma protocolos para volver a correr pero necesita un «respirador tecnológico»

admin

El mejor del año: Nacho Fernández, el hombre común que juega un fútbol extraordinario

admin

Súper Rugby. Gonzalo Quesada: «La actitud no estuvo al nivel que estamos acostumbrados y que necesitamos para competir»

admin

Leave a Comment

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar LEER MÁS

Políticas de Privacidad